Nuestros servicios

- OPTOMETRÍA

Graduación visual gratuita

La revisión periódica de nuestro sistema visual es un hábito muy saludable y aconsejado por la mayoría de los expertos. Debe realizarse con un intervalo mínimo de dos años (puede variar en función de la edad), con el objetivo de conseguir una visión lo más realista posible.

Por este motivo, en MIRA ofrecemos este servicio, con maquinaria de última tecnología, sin coste alguno para todos nuestros clientes. Si tiene alguna duda consúltenos en nuestro centro, por teléfono o por correo electrónico.

Medición de la tensión ocular gratuita

Tensión ocular es el nombre coloquial de la presión intraocular. Su presencia es necesaria, aunque problemática si se encuentra por encima o por debajo de los valores normales, en cuyo caso existe mayor riesgo de glaucoma. El glaucoma es un daño que se produce en el nervio óptico producido por una presión intraocular anormal. Afecta principalmente a las personas mayores de 40 años y a las personas con antecedentes familiares. El mejor tratamiento para prevenir este tipo de problemas es el diagnóstico precoz. Es aconsejable controlar anualmente la presión ocular, sobre todo si se tiene más de 40 años.

Debido a la importancia que le damos a la prevención, ofrecemos este servicio de manera gratuita. Puede consultarnos llamando por teléfono o por correo electrónico.

AYUDA A LA BAJA VISIÓN

Se considera que una persona tiene baja visión cuando tiene una limitación visual que le dificulta o impide la realización de una o varias tareas de la vida cotidiana.

La Baja Visión, en sí, no es una enfermedad (patología), sino que es la denominación genérica empleada para referirse a la limitación visual señalada. Esta limitación puede tener muchos orígenes distintos, aunque principalmente está causada por distintas patologías, habitualmente asociadas a la edad, como pueden ser las Cataratas, Degeneración Macular, Retinopatía Diabética, Retinosis Pigmentaria, Aniridia, Glaucoma, etc.

Hablar de Baja Visión no es hablar de ceguera; si una persona es capaz de distinguir formas tiene posibilidades de rehabilitar su visión para poder desenvolverse mejor en su vida cotidiana

Como ha quedado dicho, la Baja Visión no es una enfermedad, por lo que no tiene cura. Sin embargo esto no quiere decir que haya que hundirse en la resignación, sino al contrario, hay que actuar lo antes posible.

Publicado: 23 de Mayo de 2013 a las 18:39